Convocatoria Real Oviedo – Zaragoza

El Real Oviedo ha realizado esta mañana el último entrenamiento de la semana.

Javi Rozada convoca a 19 jugadores por lo que mañana habrá un descarte. Los convocados son: Alfonso, Nereo, Carlos Hernández, Sangalli, Joselu, Berjón, Bárcenas, Nieto, Jimmy, Ortuño, Ibra, Christian Fernández, Borja, Tejera, Lolo, Cortina, Mossa, Lucas y Obeng.

El encuentro comenzará mañana a las 18:30 h en el municipal ovetense.

Rueda de prensa Javi Rozada

Hoy, después del entrenamiento a puerta cerrada celebrado en el Carlos Tartiere, el encargado de pasar por sala de prensa fue Javi Rozada. Estas fueron sus palabras:

La semana anterior complicada. Esta semana se estructuró el trabajo mejor. Llegaremos en mejores condiciones”

“Los Viernes me gusta hablar del rival, me gusta decirles lo que se pueden encontrar. El Zaragoza hace las cosas muy bien”

“Tengo el 11 decidido, volvemos a tener tres partidos en una semana y entrará gente que no lo hizo”

“El Zaragoza está en una dinámica muy buena pero esto es la segunda y todo puede pasar”

“Sangalli volverá a la derecha, Joselu es muy polivalente y nos puede dar muchas cosas”

“El aspecto mental va integrado en el trabajo y con el fútbol. Todo irá mejorando con el día a día y con los resultados. Trabajar bien, con buenos hábitos”

“Necesitamos ganar un partido y crear una identidad. De ánimo los veo bien, preocupados por no ganar pero entrenando con la máxima actitud”

“El domingo lo que tenemos que hacer es ganar y engancharnos para salir de ahí”

“La semana pasada para mi fue una locura, no tuve tiempo para digerirlo. Es una responsabilidad grande, soy de aquí, soy del Oviedo y soy uno más que lo pasa mal. Mi labor es sacar esto adelante”

“El mensaje que yo les mando poco a poco va llegando. Cuando llega un entrenador es más complicado. Pero el jugador con el día a día llega, son jugadores con mucha experiencia. Y ellos facilitan las cosas y según pasan los días mucho mejor”

“Hemos tocado todos los aspectos. Lo que más me preocupa es el aspecto defensivo. Es una cuestión de equipo. En el primer gol del Domingo es un fallo de 6 jugadores”

“Cada compañero tiene que ayudar al otro. No puede ser que en un partido lo tiremos en 5 minutos”

“Carlos y Christian fueron los centrales en Ponferrada, cometieron un error y desde ahí perdieron la confianza. Esta semana los vi bien, jugadores con muchos partidos en el fútbol profesional. Van a jugar los dos”

“Borja y Saúl se asocian. Veo más a Saúl por Banda y a Borja por el medio. Dos jugadores muy importantes para nosotros”

“Lo que más ayuda son los resultados, el otro día con 0-1 estábamos muy bien. Llega la jugada desgraciada y el equipo después de cometer un error se viene abajo. Eso es lo que más me molesta y eso no puede ser. Los jugadores no se pueden venir abajo. Hay que crear un bloque y un error lo tiene que subsanar otro”

“Es muy importante ganar y también dejar la portería a 0. Pero lo que nos tenemos que centrar es no cometer errores eso es lo que nos está matando”

Mario Arias en MasterGol

Mario Arias Navia será entrevistado por Pedro Allongo el Lunes 30 de Septiembre en el programa MasterGol Diario.

En la campaña electoral, todos los candidatos adquirieron el compromiso de volver si eran elegidos por la ciudadanía ovetentese, una vez pasados los primeros 100 días de gobierno local.

Se abordarán los diferentes temas que están afectando a la entidad carbayona y al consistorio.

Si tienes alguna pregunta que quieres que se le formule puedes enviarla al mail info@mastergol.es

“Lo que más me gustó y lo que menos me gustó”

Lo que más me gustó ayer:

1) La conexión Borja-Berjón en la izquierda. Con Egea Saúl estaba jugando más de interior que de extremo, muy parecido a como lo hacía con Hierro. Recibiendo muy atrás y con pocas más opciones para la salida de balón que intentar darse la vuelta y salir de la presión directamente al regate (y si sal con barbes, San Antón), o buscar la pared dándola en corto al centro o devolviéndola para atrás. Pero está claro que cuando es el jugador diferencial que todos queremos ver es cuando le llega el balón un poco más arriba y con apoyos de verdad, como ayer.

Pero es que además Borja ayer hizo más que estar bien colocado y devolverla rápido para facilitarle la salida a Saúl, sino que le jugó a éste de igual a igual, buscando él también la responsabilidad de terminar la jugada cuando tocaba. Y eso es muy difícil de cubrir para los defensas. Si no me equivoco, el del gol fue el tercer pase franco que Borja le puso a Ortuño en la poco más de una hora de reloj que lleva jugada con él.

Como nota al margen, he leído muchos comentarios sobre Mossa, en el sentido de que ayer volvió a desaparecer en ataque. Pero es que si jugamos con Borja más cerca de Berjón, cuando éste se viene a la banda, como es lógico, cierra el pasillo a una posible subida del lateral (a más jugadores, menos espacios). Así que a Mossa le tocaba apoyar desde más atrás y entrar menos en juego arriba. Todo no puede ser y no le podemos pedir a los jugadores que jueguen igual cuando el sistema busca crearles huecos y ventajas a ellos que cuando busca dárselos a otras posiciones. Igual que Lucas no podía combinar igual en la primera parte, cuando era Joselu el que se abría a banda como un segundo delantero mirando siempre al centro, que cuando salió Sangalli con una función clara de extremo, a buscar jugada en banda en vez de la diagonal al área.

Vamos, que los aficionados (y la prensa, que ya tiene menos disculpa) nos fijamos mucho en los jugadores individualmente pero, en mi opinión, la inmensa mayoría de las veces el que un jugador esté mejor o peor depende mucho más de quién y cómo se le están haciendo los apoyos y pidiéndole que juegue.

2) Ortuño sigue marcando pero, sobre todo, sigue tocándolas todas. Interviene muchísimo en el juego y, cuando se le asigne por fin una pareja fija de baile y se compenetren un poco, seguro que ese segundo jugador se va a aprovechar de los huecos que se crean con esos toques y todo lo que eso mueve a la defensa.

También es muy positivo que ya no hablamos de que metió la que tuvo. Le están llegando más balones de remate.

Lo que menos me gustó:

1) Lo de todas las semanas. El problema lo tenemos exclusivamente atrás. Parece que hace ya varios partidos que han desaparecido los errores en la posición y ayudas desde el centro del campo, y que esa parte esta corregida. Pero nos volvieron a cascar dos goles con los defensas corriendo detrás de la marca y sin que a ésta le saliese nadie a tapar de cara en la ayuda. Vamos, que a diferencia del jueves ayer dio la impresión de que volvimos a jugar sin red.

La parte positiva es que ya digo que, para mí, si desesperante por la tardanza en solucionarlo, este problema de las ayudas atrás es la raíz de todos los males de este Oviedo, y lo que explica el 100% de este arranque liguero de pesadilla. Y digo que es positivo porque de verdad creo que ése es el único problema real y, en principio, parece mucho más de compenetración y sistema que de jugadores.

Con sólo cuatro entrenamientos con Rozada, el jueves ya se vieron correcciones lógicas y claras y ayer, por cómo se hicieron las ayudas defensivas el resto del partido, seguramente se puede hablar ya más de despistes (normales en un sistema que se lleva entrenando una semana) que de que no pareciese que las ayudas estuviesen bien planteadas, como a veces parecía con Egea.

Vamos, lo que decía Luis Moyá: tranquilo, que sales.

2) Tejera sigue sin acabar de carburar a su nivel. La posición en la que jugó ayer parece más para el pase corto y rápido que para la conducción, que es su fuerte. Pero, como me parece mucho más sencillo adaptar a un jugador a hacer una función más sencilla que pedirle que haga algo mucho más complicado de lo que está acostumbrado a hacer, tengo pocas dudas de que se acabará adaptando al sistema y volverá a ser el jugador importante que conocemos. Igual con menos protagonismo llevando el balón, pero importante para aparecer quizás menos a menudo pero con más peligro que en el sistema de Anquela en el que brillaba tanto.

3) Tener que levantarme un domingo a las cinco y media para ver el partido. Que ye que uno sólo puede dormir la mañana les fiestes de guardar y no hay derecho. Esto ya no ye cuestión de La Liga, sino de la Comisión Internacional de Derechos Humanos, que no sé para dónde estaban mirando.

Y que no me digan los que fueron a Ponferrada que peor fue lo suyo, que ellos al menos pudieron ponerse moraos de botillo, pimientos del bierzo y cocido maragato al salir. Yo, a les ocho de la mañana y en Pensilvania, lo más que pude hacer fue ir a comprar rosquilles y café aguado al Mighty Fine Donuts.

4) Lo dramáticos que nos pusimos ayer. Vamos a ver, estamos en la jornada siete, carburamos mucho arriba y parece claro que el problema, si grave, es muy puntual y de una zona muy concreta del campo. Encima, como decía más arriba, es que cuando ves un fallo de sistema tan claro quiere decir que la solución son entrenamientos, planificación y trabajo. Esto es, que se puede solucionar perfecta y fácilmente en muy poco tiempo y con lo que tenemos en plantilla. En el peor de los casos, como último recurso queda lo que hizo Anquela: ¿Que a los centrales que tienes no les basta con las ayudas de un libre por delante? Pónselas detrás con un líbero. Pero yo de verdad creo que no hace falta ni eso.

Pero justo por eso lo que más falta hace ahora mismo es mantener la calma, trabajar y no volverse locos intentando buscar soluciones mágicas para resolver el problema de un día para otro. Porque ésas no las hay. Y lo de anoche es oficializar la crisis y dar sensación de todo menos de que se esté trabajando con la cabeza fría y confianza en lo que se está haciendo.

Menos drama e mais trabalhar.

Rumbo a Ponferrada

La afición azul emprende a esta hora el desplazamiento en dirección a Ponferrada.

A partir de las 12:00 comenzará el encuentro en el Tonalín en el que los de Javi Rozada intentarán lograr la primera victoria de la temporada.

Habrá cambios en el 11 y esperemos que los brotes verdes que se pudieron observan en el Carlos Tartiere el pasado Jueves, hoy se traduzcan en hechos y se puedan lograr unos 3 puntos que se empieza a antojar más que necesarios.

Convocatoria Ponferradina – Real Oviedo

Tras el entrenamiento celebrado hoy a puerta Cerrada en las instalaciones deportivas del Requexón, Javi Rozada facilitó una lista de 18 convocados: Alfonso, Nereo, Javi Fdez, Carlos Hdez, Sangalli, Joselu, Berjón, Bárcenas, Jimmy, Ortuño, Ibra, Bolaño, Borja Sánchez, Tejera, Lolo González, Edu Cortina, Mossa y Lucas.

Lo mejor y lo peor de ayer

Lo que más me gustó ayer:

1) Por fin se entendían las ayudas en defensa y se podía hacer uno una idea de quién se suponía que tenía que hacerlas en cada momento, sin tener poco menos que consultar al oráculo y leer las hojas de té como en partidos anteriores.

Cosas muy básicas (porque con tres entrenamientos, poco más se puede pedir), pero muy lógicas y normales: Lolo de libre (que no de líbero) por delante de la defensa, bajando a tapar las espaldas de los centrales. Los laterales basculando al medio cuando el balón llegaba por la otra banda, pero en su sitio cuando venía por la suya. Vamos, laterales jugando de laterales, centrales de centrales y pivote de pivote. Porque las filigranas e inventos tácticos están muy bien, pero al final sólo se trata de plantear las cosas para que los nuestros lleguen al balón de cara y con algo de ventaja, y el que tenga que correr detrás de él e intentar robar la posición sea el delantero, y no al revés.

En el gol el delantero les gana la disputa (que ésas unas veces las gana el delantero y otras el defensa, como es normal), pero los defensas están dónde y a lo que tienen que estar, en vez de missing in action como hasta ahora.

2) Los apoyos de los laterales en el centro del campo. Ye muy guapu cuando el lateral llega arriba a centrar desde la línea de fondo. Pero eso pasa como mucho un par de veces por partido, y si los laterales lo hiciesen continuamente y como los ángeles serían extremos y cobrarían el doble. En ataque, los laterales donde se ganan el cocido de verdad es en los apoyos al centro del campo.

Ayer los dos laterales jugaron más pendientes de apoyar y desahogar al interior/extremo que de las ayudas a los centrales/pivotes. O sea, de moverse en vertical que en horizontal. Lo hicieron bien y esa labor gris para mí se notó muchísimo. Mossa volvió a parecerse al Mossa de antaño y, sobre todo, Berjón y Sangalli jugaron muchísimo más cómodos, cogieron el balón más arriba y más desahogados, siempre con el apoyo en su sitio, y entraron mucho más en juego y con más ventaja que hasta ahora (como nota al margen, conviene repasar los partidos en los que destacó Sangalli en banda y en los que no lo hizo, y mirar quién era el lateral en cada caso).

3) La reacción después de encajar el gol. El Oviedo entró en el partido como un flan y cuando marcó el Extremadura me temí lo peor. Pero, estando mal y muy obviamente tocados anímicamente, este equipo fue capaz de rehacerse, posar y empezar a jugar cuando las cosas se habían puesto más cuesta arriba. Para mí la mejor señal posible para lo que queda de liga.

4) Edu Cortina. Borja es más resultón, lo mismo que Saúl es más resultón que un Rocha, porque tiene una función más brillante y que se ve más en el último pase. Y ayer fue un partido para que no llamase mucho la atención el trabajo de Edu (igual que la función de los laterales que comentaba más arriba). Pero, cuando tuvo el balón con el equipo un poco más sentado y con pausa, Edu ayer ejerció de medio centro de verdad. Me encanta Jimmy, pero me da la impresión de que Edu, si cuaja, puede tener bastante más repertorio que él.

Lo que menos me gustó:

1) Los nervios del principio y buena parte del partido. Hacía tiempo que no veía a un equipo tan nervioso y atenazado como el Oviedo de los primeros 20 minutos. Como flanes. Y encima, viendo eso, a una parte de la grada se le ocurre ponerse a pitar (no sé qué pensarán que soluciona, la verdad). Pero el caso es que es muy difícil enjuiciar casi nada sobre el sistema de juego cuando se está jugando con esos nervios. Hacen falta un par de buenos partidos y resultados como el comer, a ver si nos normalizamos en ese sentido.

2) Vale que el equipo no está bien, pero es que también nos crecen los enanos. El menor fallo o accidente nos cuesta un gol, mientras que el otro equipo siempre parece tener patente de corso. Lo del psicólogo me parece muy bien, pero creo que lo que le hace falta a la plantilla es llevarla a pasar el agua.

3) El verde. Al menos por la tele, empieza a no tener tan buena pinta como hace cuatro semanas. A ver cuando llegue el agua.